viernes, 29 de enero de 2016

Sin pánico.

No hay que sembrar el pánico, por las noticias que me han ido llegando de algunas personas que trabajan en el Estado, los despidos no son a necesariamente a ñoquis y a contratados con antigüedad menos a 6 meses como dicen los medios, sino preferentemente a activistas y a quienes profesan una ideología de más bien a la izquierda, personas que sin ser activistas se muestren politizados o ligados a cualquier movimiento social de ideologías más volcadas a lxs más vulnerables. Una lacra de gente, rebeldía de la que no es sana, desde luego.

Estos despidos en ocasiones van precedidos por interrogatorios a empleadxs públicxs por sí mismxs o por sus compañeros para volver a instituir la responsable y colaboracionista cultura de la delación, como corresponde a todo Estado ordenado y que se precie de tal, consciente de la monopolización de todas las fuerzas de coerción y de violencia explícita. De a poco nos vamos a acostumbrar nuevamente al imperio de la fuerza y del mercado.

Todo bien, hay que poner las cosas en orden nomás. Nada de dilapidar los recursos del Estado, expropiados legalmente vía impuestos y tasas anteriormente a todxs lxs consumidorxs -ciudadanxs o no-, empleadxs y empresarixs.

Duerman tranquilxs, capaz que no les toca. Es cuestión de pasar el invierno.


Buenos días.



DELIMITACIÓN DE RESPONSABILIDAD: Todas las afirmaciones de este blog son libres interpretaciones mías, sujetas a posibles, abruptos y arbitrarios cambios de opinión sin aviso previo. IMPORTANTE: La UE exige colocar un aviso si usamos cookies. YO no uso. No me interesa identificarte, acordarme de vos, ni necesito ningún dato tuyo. PERO ES POSIBLE QUE BLOGGER SÍ LO HAGA o alguna componente de terceros (que si tengo no recuerdo). Blogger delega la responsabilidad en lxs bloggerxs. Personalmente no tengo idea si mi blog lo hace. Considerá que sí y listo. ¡AVISADX!

No hay comentarios.:

El top ten de siempre

Seguir por email